Uncategorized

EXÁMENES, CONCENTRACIONES Y COMPETICIONES…¡AGH!

Llega este momento en noviembre que todos los deportistas “temen”. Empiezan a juntarse las concentraciones, los exámenes de evaluación y algunos campeonatos importantes. El día tiene 24 horas y a veces nos hacen falta más. ¿Cómo podemos organizarnos? Esta es precisamente la clave, ORGANIZARNOS.

Algunas pautas….

-Primero, revisa bien todos las fechas de exámenes, competiciones y concentraciones y escríbetelo en tu agenda/móvil.

-Una vez realizado esto, haz una lista de todos los trabajos que tienes que hacer, cuadernos que entregar, libros que leer….. la clave es que lo escribas ya sea en el móvil o en tu agenda, ya que si no lo escribes se quedará en tu cabeza dando vueltas y ocupando espacio, y probablemente alguna cosa se te olvide.

-Organízate cada día, aprovechando los fines de semana para poder estudiar o días festivos.

-Haz todo lo que puedas en el día a día, sobre todo asignaturas de ciencias, lengua… te ayudará a seguir el ritmo de las clases. Si estás muy cansado, quizás ese día tengas que estudiar haciéndote más esquemas (para no caerte dormid@ en el cuaderno)

– Si estas durmiendo poco, o menos de lo habitual, coméntalo con el entrenador, es importante que él lo sepa.

-Tu estado de ánimo puede verse algo afectado en estos días. El agobio o simplemente “el tener que hacer tantas cosas a la vez” nos puede transformar en hijos, alumnos, amigos, deportistas…más irritables o irascibles, llegando a veces a contestar o poner malas caras a la gente que  más cerca tenemos. ¡Ojo! con esto, no queremos quedarnos “solos“, así que “avisa a tu entorno” que estás un poco agobiad@ pero que estás bien, para que te den un poco de espacio, o que  no se asusten si estas seri@. Si la lías en algún momento, habla con tu entorno para que sepan que te está pasando.

-Intenta sacar las “mejores notas posibles” siendo realistas en  este 1º trimestre, ya que el segundo normalmente está más cargado de concentraciones y de competiciones importantes, así la media del curso no sufrirá mucho.

-Una vez que tengas las notas del 1º trimestre,  ya sabes como corrigen los profesores y como hacen los exámenes, entonces es la hora de revisar asignatura por asignatura y valorar con el calendario deportivo si de alguna materia tienes que cambiar algo, estudiar de forma diferente o dedicarle más tiempo.

-Si te organizas bien, rendir en  deporte y estudios será más fácil. Centrarse en un único aspecto no significa que te saldrá mejor. ¡Estudios y deporte es un buen tándem!

Más info: informacion@stpsicologia.es

Sandra Tabasco

 

Anuncios
Uncategorized

Gestionar el éxito…¿Quién nos enseña?

Estamos acostumbrados a escuchar  la frase ” hay que aprender a gestionar el fracaso“, o más bien aprender a tolerar la frustración que sentimos cuando las cosas no van bien o no salen como nosotros queremos o esperábamos, pero ¿quién nos enseña a manejarnos con el éxito?  ¿qué hacemos cuando ganamos?

Pasamos mucho tiempo planeando objetivos y pensando qué podemos hacer para cumplirlos,  que va a pasar y como nos vamos a sentir si no se cumplen, pero… ¿y si se cumplen? ¿qué pasa en ese momento? ¿cambia algo?. Normalmente cambian muchas cosas; la felicidad nos invade ¿eternamente?,  nuestra percepción de lo que estamos haciendo y el sentido que le damos cambia, lo que empezamos a exigirnos después de ganar, la edad y la experiencia,  que más cosas haces a parte de ser “deportista”...son aspectos que influyen en como me voy a manejar en esta situación.

Nos suenan las palabras miedo a perder, pero ¿y el miedo a ganar existe? La contestación es si,  un deportista puede sentir miedo a ganar, más bien, miedo a lo que conlleva el ganar,  que a veces es más trabajo, más exigencia, no fallar, no decepcionar,  más popularidad, parece que siempre es más….parece que una vez conseguido algo, hay que seguir “no podemos bajarnos del carro“.  Nunca es suficiente. Las dificultades a veces no están tanto en conseguir resultados, sino en mantenerlos.

Cuando un deportista obtiene  resultados, no siempre esta preparado para saber que tiene que hacer después, ¿cuál es el plan?,  ¿y que pasa si deja de tener resultados? ¿cómo valoramos a esos deportistas? A veces se nos olvida que no son resultados, ni marcas, ni puestos… son PERSONITAS, que sienten, que tienen miedos, que cambian de opiniones… son más cosas a parte de superdeportistas de Márvel o DC Cómics.  Esto lo deberíamos  tener muy claro aquellos que  trabajamos o estamos en su entorno.  ¿Quienes ayudamos  a gestionar el éxito y el fracaso? Todos aquellos que le rodeamos; madres y padres,   entrenadores, clubes, federaciones, profesores, fisios, psicólogos….cada uno desde su rol tiene un papel importante, ya que como reaccionemos nosotros ante sus éxitos y sus “no tan éxitos” hará que el deportista cuente con nosotros o no cuando se encuentre de “bajón” o no entienda que le está pasando.

El deportista que obtiene resultados, no siempre estará maduro para asumir todo lo que esto conlleva, y no hablamos solo de edad biológica. Los responsables de ayudarle a gestionar el que  va a hacer cuando gana o pierde  somos aquellos que le rodeamos.

Es bueno  hablar, escuchar, poner límites si hace falta,  para que no se cree una burbuja en un micromundo de su deporte, que no deje de estar atento a lo que tiene que estar, ayudarle, orientarle y asesorarle es parte de lo que podemos hacer. Cuando surgen los problemas, las dificultades, las lesiones, los comportamientos no adecuados, los malos resultados, las “depresiones”  a  veces esa actitud por nuestra parte es lo único que puede mantener a flote a ese deportista, es decir, a esa PERSONA. Si en los momentos que más nos necesitan, miramos a otro lado, no mantenemos contacto con esa persona, o la excluimos…¿qué creéis que puede pasar? No es necesario estar las 24 horas del día, a veces vale con una llamada, o un mensaje, algo que vean que para el entrenador, federación, club…sigue siendo importante. Demuestra a tus deportistas que es importante para ti por sí mismo, no por lo que consigue o puede llegar a conseguir, no seas  “un fan cualquiera”  de esos ya probablemente tendrá .

 Algunas pautas  QUE PUEDEN SERVIRTE   con tus deportistas  para gestionar el éxito…

  • Fíjate en su estado de ánimo, ¿cómo le ves?. Revísalo cada cierto tiempo.
  • Ya hemos conseguido un objetivo, ¿y ahora que? Trabajo en equipo….que sepa que esto continua. Refuérzale por su trabajo sobre todo.
  • Antes de criticar  o castigar/ excluir a los deportistas y de decirles todo aquello que hacen mal,  primero habla con ellos, pregunta por que están haciendo lo que hacen, como se sienten con las medallas, las marcas, los resultados… que ha cambiado en sus vidas…. (Al final observamos que no siempre se habla con los deportistas de como llevan las cosas cuando han conseguido un gran objetivo o que implica haberlo conseguido).
  • Pregúntales cuales son las dificultades con las que se están encontrando desde que obtuvieron resultados, ya sean mediáticos, de expectativas del club, federación, familia, … y ayúdale a buscar soluciones. Normaliza y escucha.
  • Trazar un plan de trabajo, con objetivos de tarea (aquellos que no son resultados, pueden ser técnicos, tácticos…)
  • Enséñales a como manejarse con la prensa/ redes sociales…(y si no sabes, recomiéndale a alguien que le asesore)
  • Habla con él /ella de la importancia de mantener los pies en el suelo, las cosas no están hechas, hay que buscar retos diferentes que le motiven…
  • Ayudarle a buscar un plan B; estudios, posibles trabajos…
  • Localiza un psicólogo del deporte que pueda asesorarte de primera mano a ti y al propio deportista. Cuanto antes trabaje estos aspectos con un psicólogo del deporte más herramientas tendrá para gestionarlo, y más si SON MENORES DE EDAD Y JÓVENES.

Y sobre todo…. mira a la personita, no solo al deportista.

Cada uno tiene un papel… ¿cuál es el tuyo?

Si necesitas más info: informacion@stpsicologia.es

Sandra Tabasco

http://www.stpsicologia.es

.

motivación, Uncategorized

¡EMPEZAMOS LA TEMPORADA!

Prácticamente todos los deportes empiezan ahora la temporada. Para algunos las vacaciones han sido largas, para otros muy cortas, pero septiembre está aquí y toca ponerse manos a la obra.

La temporada empieza como todos los años, con ganas, con ilusiones, nuevos objetivos, nuevas dificultades, cambios de entrenador, cambios de categoría, cambios de sitio de entrenamiento…y llegan las famosas agujetas de principio de temporada…¿no?

En la pretemporada es bueno que te pienses cuales son tus objetivos, como crees que puedes llegar a conseguirlos, que dificultades se pueden plantear y que soluciones puedes encontrar. También el analizar que cosas quieres mejorar o cambiar de la temporada pasada te ayudará a mejorar y crecer deportivamente, ya sea en entrenamiento o en competición. Al igual puedes hacerlo si piensas en la organización estudios-deporte. ¿Qué te fue bien el año pasado? ¿qué mantienes y que cambias? Ten en cuenta que los cambios de categoría implican mayor exigencia en cuanto a horarios/ entrenamiento, al igual que avanzar en los cursos académicos….y para no hacer piruetas durante la temporada…¿cómo te puedes organizar desde el principio? ( si necesitas ayuda en técnicas de estudio descárgate nuestro folleto: aquí)

Todo esto, es importante que lo reflexiones TU INDIVIDUALMENTE, que pienses en tus objetivos, en aquello que quieras conseguir esta temporada,  siendo realista, teniendo en cuenta los objetivos cumplidos de la temporada pasada, para que luego puedas ponerlo en común con tu entrenador. Recuerda que es muy importante que tanto deportista como entrenador ¡tengáis el mismo objetivo de trabajo!

Aquí te dejo una hoja de trabajo; si lo piensas y lo escribes lo verás con más facilidad, y luego podrás repasarlo durante la temporada.

EOSandra Tabasco

http://www.stpsicologia.es

Uncategorized

‪#‎NATACIÓN‬ ABSOLUTA; OPEN DE SABADELL

‪#‎NATACIÓN‬ ABSOLUTA; OPEN DE SABADELL
Por fin llegó el momento que muchos nadadores absolutos y de edades han estado esperando,” el gran momento para hacerse mínimas, para demostrar a todo el mundo lo que hemos entrenado, lo que valemos y lo que podemos llegar a conseguir”. Antes de seguir leyendo, párate a pensar aquellas cosas que has mejorado, tu esfuerzo y capacidad de sacrificio diario, lo que ha hecho que sigas aprendiendo y avanzando en tu lucha por conseguir EL OBJETIVO. Párate y date cuenta de todas aquellas cosas que te hacen confiar en ti mismo. Puede ser que en algún momento dudes, que te pongas nervioso, o que te satures. Que NO CUNDA EL PÁNICO, es normal. Párate y respira,(estará prácticamente todo el mundo igual, ” todos aspiráis a conseguir una marca”). Tranquilízate, el trabajo ya esta hecho, ahora cuida los detalles, cuida como quieres estar en la cámara de salida, tu nivel de activación y desecha los comentarios que ahora mismo no te sumen. Habla con tu entrenador y simplemente, NADA como tu sabes, lucha la prueba hasta el final, confía en tu trabajo y en las cosas que te dan seguridad.
Solo demuestrate a ti mismo ( a los demás ya se lo has demostrado con todo tu esfuerzo y constancia), lo que eres capaz o al menos inténtalo con todas tus fuerzas. El ingrediente principal es que DISFRUTES del momento, y que afrontes la situación con valentía ( y si no..disimula), es una competición más pero con un objetivo más ambicioso..así que vamos a ello¡¡
Anima a tus compañeros y apóyate en ellos, en tu entrenador, y en la grada/ familia que estarán allí pase lo que pase.
Mucha suerte y ¡que empiece el espectáculo!
Mientras te vere en el canal Teledeporte…..

Sandra Tabasco

http://www.stpsicologia.es

Uncategorized

Me quedé fuera….

Si eres deportista de alto nivel alguna vez te habrás quedado “fuera” de algún sitio, una concentración, un campeonato, una beca…y como todo el mundo dice, ” Esto es deporte, el deporte es así…“.  Ya lo sabemos, pero eso no quita que cuando sucede no me lleve un tiempo asimilarlo. Cuando llevas tiempo preparando un objetivo, toda tu vida gira prácticamente en torno a ese objetivo, comes, duermes, te relacionas e incluso respiras en función de aquello que quieres conseguir. Da igual que estemos preparándonos para unos juegos olímpicos, para unos nacionales o para los de tu barrio, la sensación de frustración e impotencia que sientes es igual, o muy parecida, eres el protagonista de tu propia historia, nadie lo pasa peor que tu cuando no consigues un objetivo.

Cuando te quedas fuera tenemos que elaborar un sentimiento de pérdida, algo que queríamos y deseábamos lo hemos perdido, incluso antes de si quiera tenerlo. ¿Qué pasa entonces? en principio te quedas  en shock;  ¿que ha pasado?, no sabes como ha sucedido pero solo sabes que se acabó, que aquello por lo que te has ilusionado y esforzado durante tanto tiempo no va a pasar. Después podrás enfadarte contigo mismo, con tu entrenador, con la federación o con el mundo en general, o te pondrás triste, asumiendo lo que has perdido. Puedes estar irritable, enfadado, apático, alegre, aliviado…o todo junto y a la vez. Todo esto es normal.

No intentes creerte que ” no pasa nada”, SI PASA, cuanto más grande el objetivo y más esfuerzo y dedicación puedes tener mayor frustración, decepción..¡?¿?., pero sí es verdad que el mundo no se acabará, tu familia y tus amigos no dejarán de quererte y el techo de la instalación no se caerá. Pasará un tiempo hasta que tu cabeza empiece a asimilar lo que ha pasado y empieces a ver las cosas con un poco de distancia para poder ver que ha sucedido, en que nos hemos podido equivocar, asumir responsabilidades y consecuencias,  que tenemos que cambiar o mejorar… siempre pensando en lo que dependa de ti, y revisar objetivos, cambiarlos….y analizarás que has aprendido en todo este proceso.

¿Cuanto dura esto? Días, semanas, meses…depende de cada uno, de la capacidad para tolerar la frustración y sobreponerte, afrontar situaciones, buscar soluciones  y de la gente que te rodea y sobre todo de la importancia que tu le des.

En todo este proceso, la gente de tu alrededor,  las redes sociales, la prensa, el vecino…. harán comentarios y críticas,  algunos te servirán y otros no. Acuérdate que hacer críticas y hablar es gratis, no cuesta nada. Otra cosa es que hacemos nosotros con esas críticas y comentarios. Cada uno expresa su enfado o su tristeza de una forma diferente, pero procura no ser impulsivo y busca de que forma esas críticas puedes convertirlas en constructivas, y si no..aprende a apartar aquellas cosas que no te ayudan a sumar.

Háblalo con tu entrenador, familia, amigos…es bueno que pongas en voz alta tus pensamientos, miedos, preocupaciones, decepciones….

A partir de aquí,  a trazar un  nuevo plan de acción, nuevos objetivos personales, deportivos, académicos…

Así que si te quedas fuera de Rio 16, del Mundial, del Europeo, de la Comen, del Campeonato de España, de tu comunidad, o de la liga de tu barrio…enfádate, ponte triste, llora, pataleay vuelve a la carga, amplia objetivos y sigue luchando por lo que quieres. Pero eso sí, siéntete MUY ORGULLOSO/A por luchar hasta el final por lo que tu quieres, por esforzarte y luchar en la vida por aquello que deseas. Puede que te quedes fuera de un competición o de la Gran Competición, pero lo que estas aprendiendo  a nivel personal  te valdrá y servirá para toda tu vida, (esto último quizás ahora no lo entiendas, pero lo harás con el tiempo.)

Felicidades a todos aquellos que conseguís vuestros objetivos, y felicidades a aquellos que seguís luchando cada día por conseguirlo.

Sandra Tabasco

http://www.stpsicologia.es

Uncategorized

¿Quedar 2º es un fracaso?

Hace poco un deportista joven me comentó que para él quedar 2º era un fracaso. No todo el mundo puede quedar 1º, o 2º, o 3º, o 4º…….parece  que todos entrenamos para ganar, ¿verdad? pero..¿solo para ganar? ¿que pasa si no ganamos? ¿ es un fracaso? ¿ la vida de un deportista esta sepultada si no gana una competición por muy importante que sea? ¿que pasa con el espíritu de sacrificio, y la cultura del esfuerzo? ¿ Nos vale siempre y cuando ganemos? ¿ cuanto se exige el deportista? ¿ y cuanto presionamos los demás? es más fácil “culpar al deportista cuando las cosas no salen bien…” ¿o no?

En esto tanto padres como entrenadores tienen mucho que sumar.  Si trabajas  con o tienes hijos prebenjamines, benjamines, alevines, infantiles, junior…absolutos….de cualquier deporte ( sobre todo de agua¡¡), sigue leyendo….

En el caso de los entrenadores, si trabajas cada día para que tus deportistas valoren el esfuerzo que hacen, y no vean solamente el ganar como objetivo conseguirás más cosas y una mayor satisfacción. En edades jóvenes lo importante no  solo es ganar, sino adquirir experiencia, aprender a buscar soluciones ante los errores, aprender a entrenar, a esforzarse, a continuar aunque las cosas no salgan como queremos, a no hacer un drama de un mal resultado, a disfrutar de su deporte, contribuyendo a un buen ambiente en el entrenamiento……¿como van a  aprender todo esto? No te olvides que tu eres el espejo y modelo, si te ven tranquilo antes de una competición les dará seguridad, si te ven muy nervioso y cambiando cosas los días de antes dudaran de su preparación….¿no ha salido bien? ya tiene bastante el deportista con saber su resultado para que encima su entrenador le suelte un sermón sin aportar soluciones para la próxima vez. Trabaja el aprendizaje constructivo…esto es construir día a día.

¿Y los padres como pueden sumar? ayudando a que el deportista tenga los pies en la realidad, apoyándolos y sin hacer dramas cuando no han conseguido sus objetivo o cuando las cosas no salen bien. Hay veces que trabajas mucho y no consigues las cosas..forma parte de la vida. Ayudarles a darle la importancia real a las cosas. Quedar 2º, o 4º de Europa, de tu país, de tu pueblo o de tu barrio es algo muy positivo, ¡ No puede hacerlo todo el mundo¡.  Ayuda a que se vea de esta forma, su personalidad se está formando y por lo tanto su autoestima, enseña a tu hijo a querer lo que hace y valorar las cosas que consigue.

Por último, felicidades no solo a los 1º, 2º, 3º, 4º…. si no a todos y cada uno de los que hacéis deporte de competición, os esforzáis cada día para aprender, para crecer y disfrutar¡¡

Sandra Tabasco

http://www.stpsicologia.es